sábado, 24 de junio de 2006

CCXXXIII

Perro vil, de paladar insulso
y lengua desafilada
venís a mi reino
masticando el desprecio
con el que te seba la envidia
mañosa sacerdotisa
de los ufanos mediocres.
Internauta que al abrigo
de sombras virtuales,
como rata en su escondrijo,
impones a capricho
lo que es bueno y lo que no.
Desprejuiciado crítico
de la chusma capital.
Hay algo en tu intención
que está empezando a oler mal
o será que muchas horas
de barata existencia
te hacen masticar en otras mesas
lo que nunca sembraste en tu jardín.
Porquerizo de ascetas lunas,
escribiente de ratos libres
es un placer saber que tu pluma
tiene dueño y cómplice.
Ay! Si me enseñaras en verdad
algo que me alimentara.
Pero te ves tan flaco
envuelto en harapos de súper hombre,
embardunado en un maquillaje
que no haría reír a un niño.
Voy a prender la luz,
ya estás grande
para jugar a la escondida.
Me gustaría estar a tu altura
¿pero qué puedo hacer yo
si mi emulo es un insatisfecho?
Debo reconocer que me desvivo
por leer el brebario de tu chusmerio
manchado con la cagada de los pájaros.
disecado literato
no abras la boca por abrirla
no sentencies lo que por sentencia
se vuelve en tu contra.
El tiempo pasa
y no me da seguir perdiéndolo con vos,
aunque perder el tiempo en este caso
es una forma de ganar
lo que otros como vos no saben,
porquerizo de ascetas lunas
ZOLO

1 comentario:

  1. mariano bhaco27/6/06 07:31

    zolo, como siempre sabemos que tu cabeza es muy amplia.asi que spero que sigas abriendo horizontes infinitos.
    un abrazo desde bsas.
    mariano bhaco

    ResponderEliminar