viernes, 10 de febrero de 2006

Perdido

Comprado por nada
a la hora del abuso
la carne esta caliente
La debilidad es un caramelo
son simplemente màscaras
En el asco esta el gusto
Es una noche ciega
Prostituidas intenciones se regalan
Zolo es un sueño
que nunca tuvo un viaje
Perdido
hasta no darse cuenta
que la basura tiene un precio
Fuga de miradas
consintiendose en todo esto
El negocio esta cerrado
La carne resbala en el piso
ZOLO

1 comentario:

  1. zolo camina
    sobre la rapiña y explora
    sus propios submundos
    sin inmiscuirse demasiado / escupe
    rostros ajenos
    e implora
    al dios noctámbulo que todo lo acobija / redención y exceso
    non fin / y a los terrenales
    coexplorantes / algo de savia madre
    para apisonar el camino a lo desconocido
    / llenar el vasito,
    entonces, una seca o lo que pinte,
    regar la espina que irá creciendo
    ...
    quizás entonces lo que pedimos de él (como de nosotros mismos)
    quienes su suburbia consideramos
    necesaria
    es que no caiga en un falso personaje
    / que no se autorice
    / que no se idolatre
    / que se permita seguir marginal
    defenestrando la poesía y el arte
    como manifestación de un espíritu elegido,
    antes como la vida misma de quien transita
    los puntos de fuga
    los caminos ocultos
    los recobecos secretos
    los senderos inventados
    las otras*dimensiones

    ResponderEliminar